• Poemas

    SIN ÁNIMO

    Conmovido por el paso del tiempo,
    imaginó sin fundamento
    cada arruga aun inexistente,
    una línea convertida
    en pliegues  de humo de cortina,
    esa que tapa los ojos para no ver la realidad,
    sin ánimo de vencer dificultades y ser feliz.
    La rigidez de su pensamiento
    volvió torvo su rostro y su humor desapacible.
    Sus abstracciones lo habían transportado  muy lejos
    y su autoestima no le servía siquiera para limar hilos de seda.
    No quería que otra tormenta estallara
    al simple rachear del viento.
    No se animaba a subirse al crucero del placer.
    Malania
  • General

    ÁRBOL DE ANTAÑO

    ¿Qué se ve?
    Paredes de antaño
    que fueron refugio,
    paredes en ruinas
    que permanecen en pie,
    porque su base
    ha sido construida muy bien.
    Y erguido como un vigilante
    el árbol, medio seco, medio verde,
    que aparenta ser muy viejo,
    pero por dentro corre la savia bruta
    que lo nutre y lo mantiene con vida.
    Fue y es testigo del  buen tiempo
    y también de vendavales,
    de pájaros en amoríos
    disfrutando de sus nidos;
    vio nacer muchos pichones
    de palomas y gorriones.
    Hoy lo abraza un güembé
    compartiendo la energía.
    Sus gajos esperan la poda
    para renovar en sus hojas la vida.

    Malania

    Imagen: L. N. M.

  • General,  Poemas

    VESTIDO EN BERMELLÓN

    En “El Plumier de Nenuse” escribió:

    “Y el cielo enrojeció de ira
    lloraron las nubes,
    y los mirlos se escondieron”.

    nbonetsala

    Ante imponente imagen,
    que refleja la expresión de la naturaleza
    en su pleno esplendor,
    Elsa escribió:

    “El cielo se vistió de fiesta
    con colores centelleantes
    y matices alegres cual cometa.
    Para recibir la noche de gala
    se cubrió con bermellón
    y un cinturón violeta”.

    Malania
    Imagen From Pexels  

  • Haikus

    DE JARDINES

    En los jardines
    caracoles dañinos
    destruyen plantas.

    Contra la envidia
    los cactus amarillos
    han florecido.

    Es primavera.
    En violáceo atardecer
    perfuman saucos.

    Malania

    Imagen: N. G.

  • Haikus

    ANTES DEL ALBA

    Antes del alba
    extraviada en el tiempo
    mariposa azul.

    Trasnochada ella
    una rosa pálida
    duerme conmigo.

    Ya no me alegran
    canciones románticas
    saben a ausencias.

    Malania

    Imagen: R. E. Ch.

  • General

    HAY DÍAS Y DÍAS

    A veces los días están pasados por agua, ya sea por una fuerte lluvia o por una simple llovizna. O están bajo el poder de un tornado o de una brisa suave que apenas mueve las hojas de los árboles.
    Pero también la vida corre, como si fuera agua de arroyo o de río. Sus horas pueden pasar tan rápido, aparejadas con un sofocante estrés, o quizás pasen lentamente como la más perfecta calma.
    Muchas veces los vientos son tan fuertes que nos obligan a correr hasta el cansancio. Pero también hay días en que estamos envueltos en una fragante y suave brisa ideal para el descanso, tan necesario en estos días.
    Lo importante es saber priorizar y organizar nuestro tiempo, siempre que sea posible, de tal manera que no caigamos en un estado de nerviosismo, que, además de ser perjudicial para nuestra salud, es contagiosa, porque ponemos mal a los que componen nuestro entorno.

    Malania

    Imagen: L. N. M.

  • Poesía

    AIRE FRAGANTE

    Resplandece el horizonte,
    con una belleza extrema.
    Con colores alegres
    transforma las penas.
    No importan las formas
    ni el actor en escena,
    mientras se disipen
    las tristes huellas
    de irónicos pasos
    y la empinada cuesta.

    Malania

    Imagen: propia

  • Poesía

    ¡GRACIAS!

    Gracias por el aire que respiro
    y por la sonrisa de los niños.
    Gracias por los amaneceres celestes
    y las multicolores flores silvestres.
    Gracias por la algarabía de los pájaros
    cuando se acercan a tomar agua del cántaro.
    Gracias por el pan de cada día
    y por la armónica vida en familia.
    Gracias por el fresco amanecer
    y el esplendor del atardecer.



    Malania

    Imagen propia